Basura replicante

En esta comunidad podeis leer la noticia de la detención de varios mecánicos en Italia por transformar Toyotas MR2 en Ferraris. Es lo que se conoce como ‘réplica’.  Yo lo conozco como ‘rubbish’.

El mercado de las réplicas tiene un gran éxito, esto es, mueve mucho dinero. De hecho, en cualquier portal de compra-venta de automóviles podeis encontrar Ferraris 360 Modena por 20.000 euros. Desconozco si es una práctica legal en España. Si no lo es, debería serlo. Y si lo es, la policía no hace nada porque es muy fácil adquirir basura de este tipo, sobretodo a través de internet.

Pero, ¿quién compra estos coches de cartón-piedra? Según el artículo, “personas que quieren impresionar a los vecinos”. Sin entrar en profundidad sobre la patética idea de querer impresionar a un vecino con un coche, me pregunto ¿qué tipo de vecindario es ese?, ¿dónde están esos vecindarios?. Que organicen visitas guiadas a 10 euros. Con audífonos en varios idiomas, para no perder detalle. Yo pagaría. Eso hay que verlo.

 Comprador de réplicas.

El tour podría empezar por las tiendas de la zona: a la derecha Claudia Chífer regenta la frutería y a la izquierda George Cluny es el pescatero. Si giran en la próxima verán que el gimnasio lo regenta Mª Ángeles Jolie. Oh mira, un Cayenne. No, no, es un Tata Telcosport 4×2. Y ¿qué ‘echan’ en el cine, Indiana Jones 4.0? No, hay una reposición de ‘Salida de la misa de doce de la iglesia del Pilar de Zaragoza’. Coloreada, eso sí. Probablemente los únicos negocios que podemos visitar en un lugar así los monopoliza Corporación Dermoestética. Es el vecindario con más Brad Pitt’s de todo el mundo.

Por otro lado, ¿qué tiene de malo un MR2? Es poco potente, pero su motor central, su poco peso y ser un modelo de propulsión lo convierten en un buen entretenimiento por no mucho dinero. Y demuestras que tienes, al menos, amor propio.

Preguntas frecuentes | Contáctanos | Aviso legal | Política de privacidad | Cookies | Herramientas de SEO

© BINT